acierto.com
Salario en billetes y monedas de euro

En los tiempos que corren de crisis, rescates bancarios, preferentes y desempleo, tener el dinero a buen recaudo es obligado, pero no nos debemos conformar con tenerlo en un lugar seguro, también hay que intentar que el banco no nos cobre comisiones y además tenerlo trabajando, generando beneficios. ¿Se puede tener todo? Afortunadamente sí, siempre y cuando tengas una nómina o ingreso regular que sea atractivo para el banco.

 

 

 

 

Índice. Directo a lo que te interesa:

  1. Qué son exactamente las cuentas nómina

  2. Cuentas nómina VS cuentas remuneradas

  3. ¿Qué beneficios reportan las cuentas nómina?

  4. Las mejores cuentas nómina

 

¿Qué son las exactamente las cuentas nómina?

 

En primer lugar hay que dejar claro qué es una cuenta nómina, que no es más que una cuenta corriente por la cual el banco, a cambio de domiciliar nuestra nómina o unos ingresos mensuales periódicos, ofrece una serie de ventajas como regalos (forma de remuneración en especie), exención de comisiones, o devolución de un porcentaje de los recibos que tengamos domiciliados.

Generalmente una cuenta nómina será el primer acercamiento a una relación con el banco que puede durar toda la vida. En función de lo bueno que seamos como clientes, nuestra entidad nos irá ofreciendo cada vez mejores servicios y mejores rentabilidades. Aquí entra en juego también nuestra capacidad de negociación.

Para poder contratar una cuenta nómina lo más común es que la entidad con la que vayamos a contratarla nos exija domiciliar nuestra nómina, pensión o equivalente. De esta manera se asegurarán de que el cliente mantenga unos ingresos periódicos en la cuenta. Dependiendo de la entidad, nos exigirán un mínimo de ingresos de 600 o 700 euros.

Aunque en sentido estricto no es necesario, ya que existen entidades que no obligan a domiciliar nómina, pero sí a otras cuestiones. Por ejemplo si optas por no domiciliar nómina sí deberás hacerlo con algunos recibos de uso cotidiano: luz, gas, agua... También existen las cuentas nóminas que nos obligan por lo menos a efectuar un determinado número de compras a través de la cuenta. No es necesario tener la nómina u otros recibos pero sí mantenerla activa a través de compras. Otro tipo de cuentas nómina es la que nos obliga a tener una cantidad mínima de dinero en el banco para poder beneficiarnos de sus rentabilidades.

Ante todo es importante resaltar que dependerá en gran medida de lo buenos que seamos como clientes. Nada está escrito en piedra aunque lo parezca. A más solvencia, más beneficios y mejores ofertas podremos obtener.

 

Cuentas nómina VS cuentas remuneradas

 

Las cuentas remuneradas tienen como función principal la de ayudarnos a ahorrar. Por tener nuestro dinero depositado recibimos una rentabilidad mensual. Lo malo es que no se pueden domiciliar nóminas ni recibos. Ni si quiera, en la gran mayoría de los casos, tener tarjetas asociadas a la cuenta.

Como al final se trata de ver donde podemos ahorrar más, es importante valorar las ventajas e inconvenientes de las cuentas nómina y las remuneradas. La función principal de las cuentas nómina es la posibilidad de domiciliar nuestros ingresos y hacer frente a pagos de uso cotidiano. Estas cuentas tienen las siguientes ventajas e inconvenientes:

Las entidades bancarias suelen ofrecer regalos como televisores o tabletas, pero estos atractivos regalos tienen claros inconvenientes: Hacienda y la permanencia. Cuando recibes un regalo, el tiempo medio de permanencia va de 18 a 36 meses, de forma que no puedes mover tu nómina si en otra entidad ofrecen mejores condiciones o incluso si la misma entidad las mejora solo para nuevos clientes o dinero nuevo. Por otro lado, tendremos que pagar a Hacienda el 21% de su valor más gastos de envío, que en ocasiones son elevados. Pocos bancos se suelen hacer cargo personalmente de este pago.

Algunas cuentas nómina ofrecen rentabilidad en forma de devolución de un pequeño porcentaje de los recibos e incluso algunas remuneran, pero no más habitual es que eximan de comisiones y ofrezcan tarjetas gratis.

Generalmente las entidades suelen atender los descubiertos hasta una determinada cantidad.

Al domiciliar la nómina no tendremos que pagar comisiones de mantenimiento o por retirar efectivo en determinados los cajeros automáticos, además de recibir descuentos en compras, recibos, gasolina…

 

Por su parte las cuentas remuneradas nos ofrecen las siguientes ventajas e inconvenientes:

Lo más interesante de estas cuentas son los intereses que nos ofrecen durante los primeros meses tras la apertura. Lo malo es que no suelen durar mucho, y a los pocos meses bajan su rentabilidad.

Si la contratas por Internet, te garantizan la exención en el pago de comisiones y gastos por mantenimiento.

La gran desventaja que presentan es que no podemos domiciliar nuestra nómina ni domiciliar recibos o tarjetas. Deberemos buscar los ingresos por otro lado.

 

¿Qué beneficios reportan las cuentas nómina?

 

A los bancos les interesa mucho tener nuestras nóminas domiciliadas para poder aumentar su volumen y operar mejor. Y a los ahorradores les interesa una cuenta sin comisiones, que permita operar sin restricciones, con tarjetas gratis, descuentos en los recibos más comunes y otras ventajas. Se trata sin lugar a dudas de un matrimonio de conveniencia.

¿Por qué son tan populares? Una de las razones, pero no la única, son los regalos que ofrecen. Son una gran manera que tienen los bancos para captar clientes. Pasa lo mismo que con los periódicos que ofrecen productos por la compra durante algún tiempo de sus periódicos.

 

Los regalos son uno de los motivos que más mueven a los ahorradores a contratar una cuenta nómina.

 

Los regalos son uno de los motivos que más mueven a los ahorradores a contratarlas. Los televisores, por ejemplo, fueron el regalo estrella de las pasadas navidades. También los relojes y los packs multiexperiencias son habituales. El regalo normalmente depende de la cuantía de la nómina que hayamos domiciliado. También existen los regalos en forma de remuneración.

Algunos se preguntarán si con su cuenta corriente de toda la vida no pueden hacer lo mismo. La respuesta es simplemente no. Precisamente lo atractivo de las cuentas nómina son las posibilidades que te permite.

Gran parte de la popularidad de la que gozan las cuentas nómina desde hace tiempo se debe a que el banco elimina las comisiones de servicio más habituales. Pasa lo mismo con las tarjetas de crédito y débito. Generalmente suelen ser gratuitas, aunque aquí conviene consultar si la gratuidad es para toda la vida de la cuenta nómina o solo durante un tiempo determinado.

También figuran beneficios añadidos para otros productos de la entidad. Dependiendo de nuestra fidelidad, las ventajas serán mayores a la hora de contratar seguros, hipotecas, depósitos o créditos.

 

Las mejores cuentas nómina

 

A continuación os dejamos algunos ejemplos de las mejores cuentas nómina del mercado. Como siempre se trata de orientaciones, por lo que corresponde a cada uno analizar las distintas ofertas y decantarse por la que mejor se ajuste.

 

La cuenta nómina de ING Direct

La cuenta nómina de ING Direct es todo un clásico de la banca. Gracias a la estructura del banco, casi totalmente centrada en Internet, han podido ahorrar costes y trasladarlos a sus clientes en forma de cuenta sin comisiones, con tarjetas VISA gratis, posibilidad de sacar dinero en todos los cajetos 4B a débito gratis y devolución del 3% de lo que gastes en gasolina tanto en Galp como en Shell.

 

Al domiciliar tu nómina con ING Direct puedes ahorrarte comisiones por mantenimiento de la cuenta, por realizar transferencias dentro de España y de la UE hasta 50.000 euros y por ingresar cheques o por gastos de correo.

 

En concreto, si domicilias tu nómina con ING Direct puedes ahorrarte todas estas comisiones: comisión por mantenimiento de la cuenta, por realizar transferencias dentro de España y dentro de la Unión Europea hasta 50.000 €, por ingresar cheques o por gastos de correo.

Además de eliminar más comisiones que la cuenta nómina del Bankinter, también proporciona más tarjetas gratis, tanto la Visa de débito como la de crédito, incluyendo la VISA Oro. Todo ello sin ningún compromiso de permanencia.

Entre los grandes inconvenientes de esta cuenta encontramos que no remunera, aunque sí puedes abrir una cuenta naranja y traspasar ahí el ahorro, de forma que conseguirás un 2,40% TAE los 4 primeros meses y luego un 1% TAE. Otro de los inconvenientes es que ya no devuelve un pequeño porcentaje de los recibos más habituales.

La cuenta nómina de ING es muy popular en nuestro país debido a que sus ventajas son muchas. Si no tienes nómina también puedes optar por la Cuenta sin nómina, por la que puedes conseguir la que consigues los mismos beneficios que si tuvieras la nómina domicilada siempre y cuando realices ingresos mensuales de 1.000 euros o mantengas un saldo de 2.000 euros.

 

La cuenta nómina de Bankinter

La cuenta nómina Bankinter es muy interesante porque ofrece la mayor rentabilidad del mercado, del 5% TAE durante el primer año y un 2% TAE durante el segundo hasta un máximo de 5.000 euros. Los nuevos clientes que domicilien una nómina de al menos 1.000 euros al mes en Bankinter conseguirán en torno a 250 euros el primer año y 100 euros el segundo.

Esta cuenta además nos exime de las comisiones más habituales como la de mantenimiento o la de transferencias nacionales siempre que se hagan por Internet además de proveernos de una tarjeta VISA de débito asociada a la cuenta que se mantiene gratis mientras se mantenga domiciliada la nómina. Se puede retirar efectivo en todos los cajeros Servired sin comisión siempre que saquemos más de 90 euros, para el resto se cobraría 0,65 euros.

 

Cuenta nómina de Bankinter

 

Otras características interesantes de esta cuenta son la posibilidad de solicitar un anticipo de nómina o un préstamo personal, avisos por SMS en el móvil o un seguro de accidentes gratuito con una cobertura de 6.000 euros, entre otros.

Entre los inconvenientes de esta cuenta, señalar que a partir del segundo año deja de remunerar y, por otro lado, que no devuelve nada de los recibos domiciliados, al contrario que muchas de las cuentas de la competencia, aunque tampoco se exige su domiciliación.

Esta cuenta no tiene compromiso de permanencia. Al tercer mes que no se hace el ingreso de nómina pasaría a ser una cuenta corriente con los costes correspondientes.

 

Cuenta nómina Expansión de Banco Sabadell

La cuenta nómina Expansión del Banco Sabadell es otra de las mejores opciones del mercado. Partimos de la base de que también exime de las principales comisiones de servicio. No tiene comisión de administración, mantenimiento, ingreso de cheques y transferencias nacionales y europeas hasta 50.000 euros.

 

Con la cuenta nómina Expansión de Banco Sabadell puedes pedir la tarjeta Repsol Máxima que te permite ahorrar un 2% en repostajes de Repsol, Campsa y Petronor.

 

Además te permite pedir todas estas tarjetas sin coste: tarjeta de crédito, tarjeta de débito o la tarjeta SIN. Puedes sacar gratis sin coste en todos los cajeros de Servired en disposiciones iguales o superiores a 60 euros. Además puedes pedir la Repsol Máxima, que te permite un ahorro de un 2% en lo que repostes en gasolineras de Repsol, Campsa y Petronor.

Mas ventajas: hay que domiciliar 3 recibos obligatoriamente, pero como premio ofrecen un 3% de devolución hasta 20 euros mensuales del total de los recibos domiciliados.

Puedes conseguir todo estos siempre y cuando domicilies tu pensión, nómina o cualquier otro ingreso recurrente mensual igual o superior a 700 euros. Todo esto es válido para “dinero nuevo”, es decir, ingresos que provengan de otros bancos o entidades financieras.

Las mayores desventajas de esta cuenta son que no remunera, aunque seguro que se puede contratar algún depósito donde ir ahorrando, y que las disposiciones en los cajeros deben ser de más de 60 euros. Por lo demás es una gran opción.

 

Cuenta nómina de La Caixa

Si además de otras ventajas quieres llevarte una Televisión Samsung de 22 pulgadas o una tablet galaxi, puedes contratar la Cuenta Nómina de La Caixa. Por domiciliar una nómina mínima de 600 euros, además del regalo no pagaremos comisiones y tendremos tarjetas de débito gratis (no así la de crédito). También deberemos domiciliar al menos 3 recibos y realizar un mínimo de 3 compras trimestrales con tarjeta. Las restricciones son más numerosas que las anteriores ya que el mínimo de la nómina es menor.

¿Cuál es la desventaja? A cambio del regalo debemos permanecer un mínimo de 12 meses en la entidad o pagar una penalización de 229 euros por la TV o de 209 por la tablet. Eso sí, tendremos acceso a un Préstamo nómina multiestrella de hasta 6 mensualidades con un máximo de 25.000 euros y hasta 5 años de plazo de amortización. Además descuentos en hipotecas bonificadas y en viajes.

 

Cuenta nómina de iSantander

La cuenta nómina de la nueva banca online del Banco Santander cuenta con una serie de ventajas y condiciones que la convierten en uno de los productos más atractivos del mercado en la actualidad.

Por un lado, no cuenta con comisiones de servicio ni por transferencias y además devuelve un 2% de todos los recibos del hogar (gas, luz, teléfono, agua...) que tengas domiciliados en tu cuenta nómina de iSantander. Además al contratar esta cuenta nómina podrás conseguir su tarjeta de crédito, siempre y cuando superes con éxito el estudio de riesgo de la entidad.

 

Cuenta nómina de iSantander

 

También, al igual que ocurre con otras cuentas del Banco Santander, podrás disfrutar de descuentos en comercios físicos y en tiendas online al comprar con tu tarjeta de débidto o crédito.

Para disfrutar de todas estas ventajas tan sólo es necesario domiciliar una nómina, pensión o ingresos de autónomos siempre que cualquiera de éstos supere los 700 euros.

 

Cuenta nómina de Deutsche Bank

La cuenta nómina de esta entidad bancaria también está entre los productos más ventajosos al no cobrar por ningún tipo de comisión de servicio, siempre y cuando el cliente tenga domiciliada una nómina con un importe superior a 600 euros y, al menos, dos recibos cualesquiera. También es necesario que el cliente utilice las tarjetas de débito y de crédito de Deutsche Bank, al menos, dos veces al mes. Además estas tarjetas serán totalmente gratuítas para el cliente.

 

La clave para conseguir las mejores condiciones en nuestra cuenta nómina está en llevar nosotros la voz cantante frente a la entidad y así asegurarnos que no nos cobrarán comisiones, y así defender nuestro ahorro mensual.

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?