acierto.com
Evaluación de como invertir

Una de las propuestas educativas que más ha salido a la palestra en los últimos tiempos a tenor de fraudes como el de las preferentes o el de otros tipo de productos financieros son aquellas relacionadas con la educación financiera. La idea que subyace es que una población mejor formada en conocimientos económicos será menos proclive a ser engañada o realizar una gestión menos eficiente de su patrimonio.

 

Al calor de esta moda de querer promover los conocimientos financieros en los planes de estudios ha surgido la iniciativa “Tus finanzas, tu futuro” en la que participan la “Fundación Junior Achievment” y la Asociación Española de Banca (AEB), todo ello encuadrado en un programa más global que auspicia la Federación Bancaria Europea, con motivo de la “European Money Week”, en el que se pretende promover durante unas jornadas los conocimientos económicos entre los estudiantes de hasta 31 países distintos.

 

En lo que respecta a España, se prevé que unos 400 trabajadores provenientes de de 16 entidades bancarias impartan clases de educación financiera (algunos de ellos presidentes y consejeros delegados de las entidades) hasta un total de 6.500 alumnos de 100 colegios entre los días 9 y 13 de marzo. Si bien es cierto que no han sido pocos quienes achacan este repentino interés por parte de la banca de promover los conocimientos financieros a un lavado de imagen. Ante esas críticas el presidente de la AEB, José María Roldán, ha salido al paso recordando que las entidades bancarias llevan 45 años realizando iniciativas similares.

 

Otra de las críticas que ha recibido esta iniciativa, es que acusan a los bancos de no haber adaptado los contenidos que impartirán a un programa docente supervisado con los profesores que hagan que estos puedan llegar de forma más eficiente a los alumnos, a parte de que con el enfoque de los docentes no sólo se hubiera puesto la visión de los banqueros en la ecuación financiera sino también la de otras sensibilidades.

 

Realmente la educación financiera, como toda forma de profusión del conocimiento, es bienvenida. No obstante confiar en ella como mecanismo para evitar que episodios como las preferentes puedan volver a darse, sin tomar otras medidas es, cuanto menos, iluso. El ritmo al que crece la complejidad de los instrumentos financieros hace que incluso gente presumiblemente formada en temas financieros pueda verse también estafada. Sin ir más lejos, en las famosas preferentes hubo también empleados de banca que adquirieron esos activos. De tal manera que la educación financiera es bienvenida pero que sea acompañada por una regulación fuerte al sector bancario que proteja a los usuarios de banca.

 

Por otra parte, ya entrando en la órbita de la legitimidad moral, resulta cuanto menos chirriante que quienes ahora quieren hacer las veces de mentores en contra de situaciones como las preferentes o las cláusulas de suelo, hayan sido quienes han permitido que esos escándalos se den y quienes constantemente han puesto palos en la rueda en los procesos judiciales para subsanar los problemas generados. Si quieres información independiente, no dudes en revisar nuestras guías, como las que te ayudan a comprender y evitar las comisiones bancarias o la que te explica acabar con la cláusula de suelo.

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?