acierto.com
Torre de luz

Reducir la potencia contratada es la solución por la que están optando un gran número de clientes de compañías eléctricas para hacer frente a la subida de un 3,2% en la factura de la luz que ha entrado en vigor el pasado 3 de agosto. La razón es que, tal y como os informamos hace unos días, la reciente reforma eléctrica eleva el precio de la parte fija de la factura y se pagará más por la potencia que tenemos contratada, de tal manera que si esa potencia es superior a la que necesitamos, será más importante que nunca ajustarlo porque estaremos haciendo aún más desembolso innecesario de dinero que antes de la reforma.

 

¿Qué potencia debo contratar?

 

La potencia que debemos contratar en nuestra vivienda es aquella que nos permita utilizar simultáneamente todos los electrodomésticos que necesitemos sin que lleguen a saltar los plomos.

Hay varias formas de averiguar cuál es esa potencia que necesitamos contratar para poder utilizar todos estos aparatos electrónicos de manera simultánea. Una de ellas es sumar la cantidad de potencia que se requiere para la utilización de esos aparatos. De este modo si la potencia que suman esos aparatos es inferior a la contrada necesitaremos aumentar ésta, de lo contrario, si es superior podríamos reducirla y así, ahorrar en la factura de la luz.

También tienes a tu disposición otras formas para calcular la potencia que necesitas como por ejemplo usar calculadoras de potencia como la de Endesa. Si introduces la provincia, el tipo de suministro que tienes y los electrodomésticos que utilizas en tu domicilio, obtendrás la potencia adecuada para tu consumo. Si haces una prueba a través de este simulador puedes ver que para una vivienda localizada en la ciudad de Madrid con suministro trifásico, calefacción y aire acondicionado en 2 habitaciones, frigorífico, lavavajillas, lavadora, televisor, horno eléctrico y plancha necesitamos una potencia recomendada de 3.464 Kw. Existen otros simuladores de potencia de otros operadores eléctricos como Iberdrola o HC Energía , en los que ingresando los aparatos electrónicos que utilizas en tu vivienda te hace un calculo aproximado de la potencia que deberías tener contratada, pero si quieres una medición precisa debes instalar algún medidor de los que existe en el mercado.

Una vez que conoces la potencia que necesita tu vivienda, ésta puede ser superior o inferior a la que tienes contratada en ese momento. Si necesitas una potencia superior a la contratada deberás aumentarla solicitándolo a tu compañía eléctrica, al igual que si tienes contratada una potencia superior a la que necesitas y quieres reducirla para así pagar menos en tu factura de la luz.

 

Reducir o aumentar la potencia contratada puede salirnos caro

 

Hay que tener mucho cuidado al tocar la potencia contratada, hay que estar seguros de que va a ser suficiente para nuestro consumo, pero no es solo es importante por eso. Antes de realizar ningún cambio, comprueba con tu compañía cuáles son los costes tanto de bajar como de subir la potencia contratada. Según sean los precios, la jugaba nos puede salir bastante cara.

 

Actualización: Hemos ampliado esta información, puedes acceder a más detalles sobre este tema el artículo "Cómo bajar la potencia contratada de la luz"

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?  
 

 

Por nuestra parte te dejamos una serie de consejos que también te pueden ayudar a ahorrar en la factura de la luz: