acierto.com
BMW accidente

Esta semana hay que tener especial cuidado al ponerse al volante. El alcohol y las drogas están detrás de gran parte de los accidentes mortales en carretera de nuestro país y por eso la Dirección General de Tráfico (DGT) va a intensificar esta semana los controles. Tanto en carretera como en zona urbana y a cualquier hora del día, los conductores podrán encontrarse con uno de los puestos que harán más de 20.000 actuaciones diarias.

 

Durante toda esta semana, hasta el domingo 15 de diciembre, los controles contra drogas y alcoholemia se van a intensificar con el objetivo de disuadir y, en su defecto, multar a los conductores que hayan ingerido estas sustancias se pongan al volante.

Los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil y las policías autonómicas y municipales que se sumarán a una campaña especialmente importante por las fechas en las que nos encontramos.

La cifras que maneja la DGT, aunque han mejorado en los últimos años, son espeluznantes, puesto que más de 100.000 conductores al año dan positivo en estos controles. En el último estudio realizado en España, el 16% de los conductores dieron positivo a drogas en los controles aleatorios que se realizaron. Este porcentaje ascendió al 76% en el caso de controles que se realizaron de forma selectiva.

Según la DGT, la ingesta de alcohol multiplica hasta 9 veces el riesgo de provocar un accidente y está detrás del 47% de los conductores fallecidos y analizados por el Instituto Nacional de Toxicología.

 

Una multa puede salir muy cara

 

Pero consumir drogas y alcohol no solo puede ser fatal para nuestra salud y la de los que nos rodean, además puede salir muy caro. Superar los límites que marca la ley (0'25 mg/l en aire espirado o 0'5 gr./l en sangre)en un control de alcholemia es considerado una infracción muy grave que puede costarnos 500 euros.

En cuanto al carnet por puntos, la misma infracción supone restar 6 puntos para los conductores en general.

Además, el código penal impone penas de prisión de tres a seis meses o multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 30 a 90 días, y privación del derecho a conducir de uno hasta cuatro años, a todo aquel conductor que supere 0.60 mg/l en aire o 1,2 gr/l en sangre.

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?  
 

 

Noticias relacionadas: