acierto.com
Vehículo de los Mossos d'Esquadra

Un ciudadano pakistaní de 31 años ha sido detenido en Girona por los Mossos d'Esquadra por dos delitos de estafa, después de que se amputara premeditadamente dos dedos de la mano para intentar defraudar a varias aseguradoras más de 122.000 euros en concepto de indemnización, según informaciones de EFE de las que se ha hecho eco El País.

 

El pasado 8 de febrero saltó la alarma cuando un agente de la policía de la Generalitat encontró en un parque infantil de Girona dos trozos de dedos humanos junto con un cuchillo de carnicero y una madera de cocina con restos de sangre. Días después, los investigadores identificaron al dueño de esos restos que, un día antes de ser localizados, había acudido al Hospital Josep Trueta de Girona alegando haber sufrido la amputación accidental de dos falanges de la mano izquierda. A pesar de que el herido alegó que el accidente había ocurrido en su domicilio mientras cortaba carne, los agentes desconfiaron al haber localizado los restos en las proximidades de un centro de salud primario al que el detenido acudió para hacerse las primeras curas.

 

El objetivo perseguido por el ciudadano pakistaní era cobrar la indemnización pertinente por parte de 6 aseguradores distintas con las que tenía contratadas pólizas de accidentes desde el 2013. Estas pólizas tenían tarifas de 215 a 490 euros y le daban derecho a indemnizaciones de 12.000 a 45.000 euros, lo que le permitiría obtener un total de 122.000 euros.

 

Sin embargo esta no es la única estafa que ha llevado a cabo, ya en 2013 estafó a dos aseguradoras que le habían indemnizado con 24.000 euros por unas lesiones en la mano derecha que, falsamente, se había hecho en 2012 en Pakistán. Pero, en esta ocasión, no ha gozado de tanta suerte y, además de no haber logrado su propósito, deberá enfrentarse a dos cargos de estafa después de que el pasado 4 de abril fuera puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia en Girona que, en ese momento, decretó su libertad con cargos.

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?