acierto.com
Un avión de Ryanair

¿Has sido víctima durante estas vacaciones de verano de algún retraso en un vuelo? Si no te ha ocurrido en tus últimas vacaciones, seguramente te ha ocurrido en alguna ocasión y te ha surgido esta duda: ¿a partir de qué momento exacto se considera que dicho vuelo aterriza con retraso? Pues bien, según la última sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) se considera que un avión ha llegado a su destino con retraso cuando han transcurrido más de tres horas de retraso, considerando que el momento de llegada del avión es cuando se abra, al menos, una de sus puertas. 

 

Así, si el momento en el que avión abre alguna de sus puertas tiene lugar tres horas después de la hora prevista de llegada, estaremos ante un retraso ante el cual los pasajeros de dicho avión pueden reclamar una indemnización o compensación económica.

 

En dicha sentencia del TJUE, la compañía aérea alegaba que el momento de llegada del avión era aquel en el que el aparato tocara tierra pero el TJUE establece que “dado que durante el vuelo los pasajeros permanecen en un espacio cerradoen el que no pueden gestionar sus asuntos familiares, sociales o profesionales y que esa situación no cambia al tocar tierra, la hora de llegada debe establecerse en el momento en el que pueden reanudar su actividad normal”, situandoese punto en la apertura de, al menos, una de las puertas.

 

De este modo, siempre que la hora en la que se abra, al menos, una de las puertas del avión, implique un retraso de más de tres horas, los pasajeros tendrán derecho a solicitar una indemnización por dicho retraso. Con esta sentencia queda aún más claro el derecho de los pasajeros a reclamar en estas situaciones.

 

Otras noticias que te pueden interesar:

 


SEGUROS: ¿Sabías que puedes ahorrar fácilmente hasta 500 euros?